lunes, 03 de octubre de 2005
Veintiséis años de vida -desde la firma del decreto que la creó- cumplió la provincia Cardenal Caro. Así es, en efecto. El día miércoles 3 del mes de octubre del año 1979 llegó hasta Pichilemu, el general Augusto Pinochet Ugarte, junto a ministros de estado y comitiva a firmar la nueva unidad territorial y administrativa que, tras años de estudio daba como conclusión la necesidad de darle un impulso a las seis comunas que la formaban, para lograr un desarrollo más promisorio.
Fue así como a la provincia de Colchagua y a la provincia de San Antonio, se le quitaron cinco comunas -Litueche (ex - El Rosario), La Estrella, Marchigue, Paredones y Pichilemu- y una comuna -Navidad- respectivamente.
A 26 años de ocurrido aquello, el progreso ha sido innegable, pese a que aún se precisan algunos servicios -como la Tesorería Provincial- que ningún diputado y senador ha sido capaz de conseguirla.

HISTORIA
La historia nos señala que respecto a una nueva unidad territorial y administrativa, antes de la provincia Cardenal Caro, fue creado el Departamento de Cardenal Caro; hecho que ocurrió el 13 de Julio de 1973 al firmar el Presidente Salvador Allende Gossens el decreto respectivo, el que salió publicado el 16 de Agosto del mismo año.
Sin embargo antes de un mes, los planes de gobierno para con este departamento y el país, fueron "cambiados de golpe".
Corría el 19 de Mayo de 1977 cuando -en La Tercera- el Intendente de la Sexta Región, Jaime Lucares mostró la realidad de la región, señalando que ésta estaba dividida "en tres sectores bien demarcados: la zona de la cordillera, el valle Central y el sector de la costa". Más adelante, el Intendente se refería a la economía de la región, dónde estaba concentrado el desarrollo y la población, como también en dónde estaba la infraestructura vial, todo lo cual -concluía- "contrasta notoriamente con el resto de la región".
Acto seguido, la autoridad regional de entonces, indicaba: "Las mayores diferencias que se palpan son: Agudas diferencias urbano rurales; notoria diferencia intersectorial de productividad y falta de infraestructura de comunicaciones adecuadas".
Más adelante, al señalar los objetivos y perspectivas futuras de la región, manifiesta que "el rol de la región está marcado por la agricultura e industria agroindustrial y la minería, conforme a cinco áreas funcionales: a) Turístico; b) Frutícola-agroindustria-industrial; d) Agrícola-frutícola-ganadero-lechero-turístico; y e) Ganadero-forestal-turístico-minero. Este último sector, por su conformación y extensión, debería integrar una nueva provincia hacia el futuro".
La crónica señalaba más adelante, en detalle, las perspectivas de cada sector, las que pasados los años, demuestran que efectivamente la planificación y las condiciones para que se produjeran los resultados esperados, se fueran cumpliendo en cada una de ellas.
Fue el párrafo que hemos "resaltado" el que inmediatamente olfateó y movió a los santacruzanos a "revivir" la posibilidad de ser ellos parte de ese último sector y, obviamente, sacar partido y llevar agua a su caudal. Y, de cierta manera, seguir manteniendo la hegemonía del "patio trasero de la provincia de Colchagua" y que durante años la ejercieron, de hecho, al ser cabecera del Departamento de Santa Cruz.
No obstante, ese último sector no estaba solo. Y fue así como, les guste o no que se recuerde, el Diario La Tercera –a través de su Corresponsal- empezó por una parte, a motivar y a apoyar a la comunidad y autoridades, y por otra -dirigentes y comerciantes- a "despertar" para ejercer el derecho a ser mirados por igual y luchar contra el destino poco afortunado hasta entonces.
Es así como el 6 de Octubre de 1977, tras las aspiraciones de Santa Cruz, es que iniciamos una constante campaña argumental que no abandonamos de ahí en adelante hasta que sale "humo blanco" a favor del secano costero.
Numerosos son los recortes de prensas que podemos exhibir: Provincia costera llevará nombre de primer Cardenal (La Tercera, 10 de Febrero e 1978); CONARA dará ajuste final a proceso de regionalización (La Tercera, 30 de Marzo de 1978); CONARA presentó al Presidente proyecto de nuevas provincias (La Tercera, 13 de Mayo de 1978); "Juntos debemos trabajar por el progreso de la nueva provincia", señala alcalde de Pichilemu (La Tercera, 1 de Septiembre de 1978); "Este balneario es un desastre", dijo Intendente en Pichilemu (La Tercera, 2 de Diciembre de 1978); "Tengo que jugarme por Pichilemu", expresó Alcalde Eduardo Parraguez (La Tercera, 7 de Diciembre de 1978); Con ulular de sirenas y campanas al vuelo celebraron creación de la nueva provincia (La Tercera, 20 de Septiembre de 1979); Creada provincia Cardenal Caro: Pichilemu es capital (La Tercera, 23 de Septiembre de 1979); Crearon cueca en homenaje a nueva provincia (La Tercera, 27 de Septiembre de 1979), son algunos de ellos.
No podemos de concluir esta nota, sin recordar a tantos que lucharon -a través de diferentes instancias- como Lautaro Arce Vásquez, el Padre Enrique Padrós Claret, Modesto Carreño Carreño, Manuel Córdova Morales, todos fallecidos; a Antonio Molfino Chiorrini (de Litueche), uno de los pocos civiles que trabajaron en la CONARA; Flavio Álvarez Jorquera, Osvaldo Vidal Vidal, Rafael Álvarez Maturana, Enrique Romero Lorca (miembro del Comité Coordinador Provincial Cardenal Caro, junto a varios pichileminos). Asimismo, otros colaboradores, como Fernando Pavez Silva, Jaime Parra Gajardo, Rubén Espinoza Moreno, Daniel Cabrera Ortiz, Mario Bichón Cáceres, Luis Polanco Polanco, Eduardo Parraguez Galarce. E, igualmente, Alejandro Leiva Pozo, Guillermo Bradley (padre e hijo), Oscar Piña Pino, todos ya fallecidos.
Publicante Desconocido @ 14:09
 | Enviar Noticia