Martes, 30 de octubre de 2007
LIBRO CON LA BIOGRAF?A SENTIMENTAL DE UN PRESIDENTE SALDR? A LA VENTA PR?XIMAMENTE

Un destacado periodista y escritor chileno que reside en Austria, Eduardo Labarca, lanzar? en los pr?ximos d?as, un nuevo libro con el nombre de "Salvador Allende, Biograf?a Sentimental" (470 p?ginas), con una serie de antecedentes de un aspecto menos conocido de uno de los personajes -para bien o mal de algunos- que tiene un lugar en la historia.
El pr?ximo a?o se cumple el centenario de su natalicio (26 de junio) y, probablemente, aparecer?n otros libros que abordar?n otros aspectos de su vida de pol?tico. Este, sin embargo, trata de una faceta que si bien no es la menos importante, va dando un retrato m?s humano que del hombre pol?tico y que permite seg?n la cr?nica period?stica aparecida en La Tercera, que adelanta en exclusiva el primer cap?tulo, concluir y explicarse de ciertas decisiones, que dan cuenta de la influencia que varias mujeres tuvieron en distintos y cruciales momentos de su carrera pol?tica que lo llev? a ser ministro, parlamentario, candidato el 52, 58, 64 y 70; logrando un triunfo por estrecho margen ante Jorge Alessandri Rodr?guez (aunque menos estrecha que la victoria de Alessandri, en el 58).
Episodios desconocidos, cartas manuscritas a "sus f?minas" y fotograf?as in?ditas dan cuenta de una cantidad mucho mayor a las parejas de Allende, conocidas hasta ahora: aparte de la oficial -Hortensia Bussi- a la "Payita" (Miria Contreras), como la actriz Luz Moreno, Leonor Benavides (que indirectamente provoc? un duelo entre Salvador Allende y Ra?l Rettig (el ex ministro, parlamentario radical y ex Presidente de la Comisi?n denominada "Rettig"), todo esto a escasos meses de la elecci?n presidencial del a?o 1952. Asimismo, a las colombianas Eugenia Valencia y Gloria Gait?n (la ?nica que se ha referido p?blicamente sobre su relaci?n con el ex presidente). Otra chilena es Alina Morales, quien le envi? un chamanto de La Ligua (para saludarlo en su cumplea?os, el 26 de junio de 1973) y con el cual lo sacaron tapado desde La Moneda, tras su muerte el 11 de Septiembre.
Esos son los nombres que al menos aparecen en este adelanto, donde se mencionan tambi?n algunos de los lugares donde se desarrollaban algunos de estos encuentros. No significa que todas llegaban all?, pues esos nombres aparecen como parte de esta historia sentimental de Allende. Para conocer mayores antecedentes hay que disponer de $15.400=.
El autor -aparte de reunir antecedentes y entrevistar a m?s de 100 personas relacionadas con esta biograf?a no oficial, durante cinco a?os- cuenta con antecedentes muy cercanos, pues conoci? al personaje desde ni?o, ya que es hijo de Miguel L abarca, periodista y estrecho colaborador por m?s de cuarenta a?os. Y el mismo, como periodista recorri? y viaj? por todo Chile acompa?ando a Salvador Allende y tambi?n lo acompa?? al extranjero.

TANUM? y ALLENDE
Hace algunos meses, refiri?ndonos a la Mansi?n o Casa de Tanum? -una fortaleza al borde del mar, 25 kil?metros al norte de Pichilemu- contamos de la visita que el Presidente Allende realiz? en los primeros meses del a?o 1973 a la propiedad de la familia Aspillaga Sotomayor. Entregamos algunos detalles porque nos reservamos otros que son parte de otro libro. Sin embargo, hoy nos ha motivado a contar parte de la (eventual) motivaci?n que tuvo para visitar el lugar cuando ?l y su grupo m?s cercano al poder sab?a que -tarde o temprano- suceder?a lo que meses m?s tarde lleg?.
Nos limitaremos a recordar que el d?a 18 de Enero de 1972 el entonces alcalde Washington Sald?as Fuentealba envi? una nota -cuya copia tenemos e ir? en el libro- a uno de los ministros del Presidente Salvador Allende.
En el oficio, el edil pichilemino le da a conocer las caracter?sticas de la casa de veraneo de la familia Aspillada y que -en la eventualidad de que se proceda a expropiar en el proceso de la Reforma Agraria- a esta propiedad se le de otro destino.
?Es acaso esta nota la que motiv? al Presidente Allende conocer posteriormente la atractiva residencia veraniega, emplazada a escasos metros del mar, con un dif?cil acceso y lejano a la curiosidad de ojos profanos?
Realmente no lo sabemos, pero perfectamente se puede inferir que una vez informado el Presidente Allende de esta atractiva propiedad -quiz?s- por la mente del Presidente pas? una r?faga de fantas?as, donde m?s de alg?n nombre de alguna f?mina estuvo presente. ?O no?
En la nota que recordamos esta visita rel?mpago, en helic?ptero, junto al Jefe de la Polic?a de Investigaciones, el Dr. "Coco" Paredes, piloto, mec?nico y dos funcionarios m?s -o quiz?s GAP- el Presidente Allende tuvo -como ya dijimos- un singular encuentro con el campesino y cuidador de la residencia veraniega de Tanum?, Jos? Valenzuela, quien aislado no conoc?a al Presidente sino de o?das.
Es por ello que, cuando el Presidente y sus acompa?antes se acercan a la propiedad, ?ste les sale al encuentro para decirle que no pueden entrar.
Es ah? cuando es informado que est? ante el Presidente de Chile y el campesino responde que no lo conoce.
... y, terminaba se?alando en la nota anterior, que ten?amos una foto de aquel campesino, la que efectivamente encontramos en nuestros archivos y que -en su momento- daremos a conocer.
Publicante Pichilemunews @ 13:13
 | Enviar Noticia