Lunes, 03 de diciembre de 2007
"LA DC CHILENA NECESARIAMENTE VA A EXTINGUIRSE", UNA VISI?N DE CINCO A?OS ATR?S

Hace cinco a?os, el cuentista pol?tico OSCAR GODOY hizo un apocal?ptico anuncio: la DC se va a extinguir. Obviamente muchos no lo inflaron. Y, por cierto, mucho menos los democratacristiano, especialmente su clase dirigente.
Pero -como est?n las cosas- pareciera que este analista no hablaba ni dec?a tonter?as, sino cosas sensatas a la luz de lo que est? sucediendo y donde algunos a?ejos "patriarcas" que creen sab?rselas todas por su vasta experiencia, cometieron errores tal cual los vio aqu?l cientista pol?tico.
Por una extra?a raz?n cuando le?mos este art?culo, algo interiormente dijo que lo archiv?ramos porque pod?a servir. Y no nos equivocamos ....
Aqu? tal cual lo encontramos, textual e in extenso, sin ponerle ni quitarle. ?Vale la pena leer esta entrevista!

01/02/2002
OSCAR GODOY
CIENTISTA POL?TICO




LA DC CHILENA "NECESARIAMENTE VA A EXTINGUIRSE"
Por Ignacio Gonz?lez C.

Como analista o diseccionador de los fen?menos pol?ticos que se basa mucho en las encuestas, Oscar Godoy entrega un terrible diagn?stico, el mismo que podr?a escuchar el afectado por un maldito c?ncer -y que a?n ten?a esperanzas de vivir- de boca de su m?dico. El anuncio de Godoy suena como una profec?a apocal?ptica para los hombres de la flecha roja: el Partido Dem?crata Cristiano chileno est?, seg?n todos los s?ntomas, condenado a la extinci?n.
As?, nada m?s.
?Con qu? t?tulos se transforma en el mensajero de la muerte? (aunque hay que tener muy claro que ning?n m?dico goza de la infalibilidad, y menos a?n los de la ciencia pol?tica). Godoy es un intelectual de origen derechista, que no adscribe a ning?n partido, y que se mueve en el sector a?n por cristalizar, todav?a no aconchado, de los liberales transversales: Allamand, Schaulsohn y otros. En efecto: es liberal en lo econ?mico y lo cultural. Los empresarios le escuchan con respeto. Goza de las mismas consideraciones de parte de la Concertaci?n. En sus an?lisis, se da el lujo -as? tiende a pensarlo quien lo escucha- de hablar con independencia de juicio.
Fue durante 15 a?os director del Instituto de Ciencias Pol?ticas de la UC, donde actualmente se desempe?a como profesor titular de Teor?a Pol?tica. Est? en el directorio del Centro de Estudios P?blicos (CEP), entidad de derecha que se ha ganado patente de credibilidad, en la cual forma parte de la Comisi?n de Opini?n P?blica, que orienta la ya muy conocida encuesta de ese centro. Forma parte, tambi?n, de la Academia de Ciencias Sociales, Pol?ticas y Morales del Instituto de Chile.

-Desde su perspectiva anal?tica, ?qu? significa el triunfo de Adolfo Zald?var en la DC?
-El tema de la DC es muy complejo. Ese partido ha venido cayendo persistentemente en los ?ltimos 12 a?os, despu?s de un per?odo de postdictadura en el cual emergi? como la gran fuerza mayoritaria de grandes masas, con 40% de votaci?n y adhesiones muy altas, hasta llegar a la situaci?n actual, donde electoralmente sabemos los resultados: baja sustancialmente respecto de las elecciones del '97, y sigue bajando en las encuestas. Persistentemente ha ido disminuyendo dos puntos en cada encuesta: del 18 al 16, del 16 al 14 y ahora del 14 al 12.
Entonces, es un partido pol?tico que est? en un proceso fuerte de decadencia. Yo pensaba, a veces, que pod?an darse situaciones en que este proceso se acelerara y que, en consecuencia, se produjeran crisis devastadoras que simplemente fragmentaran, disminuyeran, anonadaran al partido...

-O sea, el golpe de gracia...
-Como lo que le ocurri? a la DC de Italia, por ejemplo, donde, de repente, un gran gigante se desarticula y se desarma.
Eso no se ha dado en el PDC chileno. Ha sido gradual. Pero yo creo que no hay que descartar la posibilidad de una fuerte conmoci?n que destruya al partido.
Ahora, yo siempre me he preguntado: bueno, ?por qu? este gran partido, con esta larga historia..? Es una bella historia, adem?s, de un grupo, una peque?a ?lite, con grandes cualidades intelectuales y morales, que le hace un planteo al pa?s, crece como una semilla, se despliega y logra ganar una elecci?n presidencial en forma espectacular, conquista el Parlamento en esa misma ?poca, en una fase de nuestra historia en que era muy dif?cil, por la fragmentaci?n partidaria, por el sistema electoral, conseguir grandes mayor?as dentro del Parlamento. Y la DC lo consigue.
?Por qu? este partido tan grande se empieza a diluir?
Yo tengo una primera explicaci?n causal, la m?s importante, la menos visible hoy d?a, y es que la DC es una propuesta que se desarrolla en un cuadro de Guerra Fr?a, de lucha ideol?gica, en la cual toma una tercera posici?n que en muchos pa?ses interpreta al centro pol?tico. En consecuencia, la DC tiene una capacidad de atracci?n hacia s?, centr?peta, muy fuerte. Su ideolog?a est? fuertemente apoyada en la doctrina social de la Iglesia; y en la Iglesia de esa ?poca est? P?o XII, combativamente anticomunista. Ese Papa es un hombre que interviene en la pol?tica contingente italiana, que llama a votar por la DC en forma directa...

-Una importante ayudita para ese partido...
-L?gico, claro. Y, bueno...ese contexto desaparece, se esfuma en la historia despu?s de la ca?da del Muro de Berl?n, despu?s de la ca?da de la Uni?n Sovi?tica como uno de los dos polos...
Lo segundo para explicarse lo ocurrido es que la DC chilena hace una mala experiencia como partido gobernante. Intenta gobernar como un monopartido, como una especie de PRI mexicano durante el gobierno de Frei Montalva. Y esa falta de esp?ritu consociativo con el centro laico y con la centroizquierda dej? una huella m?s profunda que lo que hoy d?a percibimos.
Creo que debi? buscar una alianza de centroizquierda que, evidentemente, incluyera todas esas fuerzas que por exclusi?n fueron a caer en la izquierda: el Partido Radical...una serie de grupos que pod?a polarizar en torno suyo, una serie de grupos peque?os, y no tan peque?os en esa ?poca, pues significaban un 10% del electorado.

UNA MILITANCIA PEDIG?E?A
-?Y ah? le fall? el ojo estrat?gico a Frei Montalva?
-M?s que el ojo estrat?gico, me parece a m? que fue m?s bien una posici?n del partido mismo.
El tercer factor es que, ya en esa ?poca, la DC se transform? en un partido fuertemente clientel?stico. Hered?, por as? decirlo, los h?bitos del Partido Radical. Es decir, gran parte de su membres?a entendi? que, as? como la membres?a del PR hab?a encontrado en este partido alguien que los serv?a a ellos, a sus intereses particulares, empleos, servicio, etc., el PDC deber?a hacer lo mismo. Y el partido hizo lo mismo: fue un partido tremendamente clientelista, en una ?poca en que el Estado permit?a desarrollar pol?ticas clientel?sticas muy vastas...

-Hab?a mucho empleo estatal disponible...
-Mucho empleo p?blico disponible. Ese escenario tambi?n desaparece y, en consecuencia, se esfuma una fuente, por as? decirlo, de atracci?n y de poder.
En cuarto lugar, yo creo que la DC ha perdido en los ?ltimos dos a?os dos virtudes. Una es que hab?a desarrollado un v?nculo muy fuerte con una tecnocracia muy eficiente y muy prestigiosa, compuesta por gente joven, con estudios en el extranjero...pero que, en los ?ltimos a?os, deja de tener el peso que ten?a en el pasado.
Ciepl?n, por ejemplo, fue siempre un centro que todos consideraban vinculado a la DC, en que hab?a muchos democratacristianos, no todos, evidentemente...y que hac?a estudios y an?lisis de mucho prestigio y calidad. Y eso desaparece, ?por qu?? Porque se van a gobernar. Entonces se pierde la imagen del PDC como un partido que posee, por as? decirlo, un dispositivo, una tecno-estructura poderosa, prestigiosa, como lo tiene la Derecha, ya sea en Libertad y Desarrollo o en otros lugares. Pero la imagen que da la Derecha es que ya tiene una tecnocracia muy eficiente disponible...que est? ah? stand-bye, lista para entrar en acci?n si llegan al gobierno...
Y luego, el quinto problema que tiene la DC, es la crisis o la sequ?a de l?deres...la carencia de liderazgos.
Los liderazgos se han ido extinguiendo...por edad. El liderazgo de Frei Ruiz-Tagle fue, fundamentalmente, un liderazgo casi por delegaci?n...un liderazgo de Frei padre a trav?s de su hijo...El nombre de Frei fue lo que hizo muy potente al hijo como capacidad de convocatoria y de captaci?n de votos...
No hay l?deres de envergadura. Los sucesivos presidentes de la DC han sido todos presidentes fracasados, con un discurso de los a?os 60, con una ret?rica antigua, con planteos absolutamente fuera del tiempo.
Entonces, ?qu? pas? con el partido? En definitiva, dej? de ser lo que debe ser un partido: un intermediario entre la sociedad civil y el aparato estatal; es decir, un cauce a trav?s del cual discurren las demandas que vienen de la sociedad civil, las cuales procesa, transforma en propuestas de pol?ticas y lleva hacia arriba.
Eso no lo puede hacer. En los ?ltimos a?os la DC ha sido cooptada por el poder. No est? presente ni cercana a la sociedad civil detectando cu?les son sus necesidades, con la pol?tica de la proximidad, sino que est? en el poder, intentando descifrar desde all? lo que pasa en la sociedad civil.
Eso es muy malo para un partido. Se aislaron en el poder del Estado en los ?ltimos 12 a?os. Adem?s, se ha dado una decadencia y envejecimiento de su clase pol?tica y de su membres?a, muy fuertes. Y ello no s?lo se manifiesta porque los j?venes no se inscriben en el partido, sino porque la DC ya no tiene el auge ni la fuerza que ten?a entre la juventud en el pasado.

-No es capaz de conquistar j?venes...
-No es capaz. Yo lo veo en la universidad. Los j?venes miran la DC como una cosa antigua, como una cosa pasada, incluso con alg?n recelo. Y, evidentemente, un partido que est? descontextualizado hist?ricamente, que ideol?gicamente no corresponde a la ?poca en que est? viviendo, que ha tomado h?bitos clientel?sticos que lo llevan a los cuoteos, y que es cooptado por el poder, para los j?venes es un partido donde la corrupci?n es f?cil.
Desgraciadamente, esa ha sido la imagen que ha dejado la DC a causa de la mala conducta de algunos de sus individuos.

-Es decir que, para usted, cuando los DC alegan que el gobierno favoreci? a tal o cual candidato en tal regi?n en la ?ltima elecci?n, s?lo est?n ech?ndole la culpa al empedrado...
-Absolutamente al empedrado. Los efectos que pueda tener el favor pol?tico de las instituciones establecidas apoyando a un candidato, cuando un partido est? en decadencia, son s?lo secundarios. Son pelos de la cola.

-Dentro de su enfoque de la DC, ?a qu? atribuye la elecci?n de Adolfo Zald?var como presidente de ese partido?
-A ver...quiero matizar mis juicios. Yo consider? que lo que hizo el partido sacando a Ricardo Hormaz?bal fue absolutamente necesario. Tanto Hormaz?bal como los presidentes anteriores eran todos iguales...la misma estructura personal, la misma manera de pensar, que causa rechazo a la opini?n p?blica. No son personas capaces de interpretar el tiempo presente. En consecuencia, cuando hablan, la gente dice: este tipo est? diciendo leseras.
Si alguien habla con un lenguaje extempor?neo e interpretando las cosas desde una perspectiva que ya no le permite captar lo que est? ocurriendo y no puede, en consecuencia, procesar bien las demandas de la gente...?sta lo rechaza: el rechazo que produc?a Krauss como presidente lo produc?a tambi?n Hormaz?bal.

-Cuando habla del rechazo, ?es porque usted lo vio en la pr?ctica?
-En la pr?ctica y en las encuestas. En las encuestas, siempre Krauss y Hormaz?bal aparec?an muy bajos. No eran hombres l?deres que estaban conduciendo el pa?s. Eran pol?ticos tradicionales de la DC y de una pol?tica desgastada y ya pasada de su tiempo.
Yo creo que el intento de rescatar el partido (tras Hormaz?bal) a trav?s de un patriarca como Patricio Aylwin fue una medida muy prudente, oportuna y buena. Pienso que Aylwin hizo mucho para limitar los efectos de la crisis.
Pero yo creo que se equivoc? al final al no apoyar a un candidato como Walker, que fuese verdaderamente una renovaci?n. Zald?var es una versi?n distinta, pero en el fondo, la misma versi?n de Hormaz?bal, etc?tera. Es un viejo pol?tico del viejo PDC, quiz? con unos a?os menos, y es un hombre que no tiene ni las virtudes intelectuales ni la fuerza de liderazgo, en el sentido de convocatoria moral, para renovar el partido. No la tiene. Eso es indudable.
Yo pienso que la DC ha cometido un grav?simo error: ha elegido mal. Como eligi? mal a Hormaz?bal y como eligi? mal a Krauss.


DEMASIADA CRISIS PARA VER CLARO
-Pero, fuera de que usted lo califica de "viejo pol?tico", ?cu?l ser?a el error?
-El error es no haber buscado la renovaci?n all? donde ella est? en este momento: en la gente joven de la DC. Y no por una cuesti?n generacional. Es porque, simplemente, s?lo all? est?, en este momento. Tampoco Frei se la jug?...Frei deb?a hab?rsela jugado por lo que cre?a...lo que yo creo que cre?a, que el que deb?a ser presidente era Walker.
Yo creo que el error de la DC es muy grande. El efecto que puede tener sobre la DC la presidencia de Zald?var puede ser desastroso. Esto (aclara, intentando decir que su posici?n no esconde dobles intenciones) es un juicio de la persona pol?tica de Zald?var.
Yo digo lo siguiente: si la Junta Nacional elige a Zald?var es porque lo elige en virtud de que la DC es un partido que est? en crisis y que en virtud de encontrarse en estado de crisis no es capaz de ver d?nde est?n sus recursos m?s poderosos, capaces de sacarlo de esa situaci?n.

-?Est? en un estado de conmoci?n...de desesperaci?n?
-No, yo no dir?a de desesperaci?n, pero s? en un c?rculo vicioso. Si el partido est? en crisis porque su dirigencia est? en crisis, ?c?mo los dirigentes que est?n en crisis pueden salir de la crisis?
La DC est? en un c?rculo vicioso y no fue capaz de romperlo. La ruptura s?lo era posible por un acto de alto riesgo, que era darle la presidencia a los m?s j?venes, donde yo creo que objetivamente est? el dep?sito de renovaci?n del partido, porque tienen ideas nuevas, ideas distintas, porque est?n en la onda del tiempo contempor?neo, porque son l?cidos respecto de todos los males de la DC, de verdad y en profundidad.

-Pero, el entregarles la presidencia, ?no habr?a sido nada m?s que en virtud de que no se hab?a acudido antes a ellos? ?Una carta que usted, unilateralmente, estima que podr?a haber significado alguna soluci?n?
-Tambi?n influye en el juicio de un analista observar que se trata de un grupo de personas que est? como disponible y que no est? gastado. Por eso digo que una decisi?n de ese tipo no era sin riesgo. Pero yo creo que, queriendo no arriesgarse, muchos que cre?an que hab?a que arriesgarse para darle la oportunidad..que era una oportunidad al partido...con los j?venes, prefirieron quedarse callados. Y cometieron un grave error, porque permitieron que se ungiera una presidencia que, a mi juicio, es mucho m?s peligrosa que la experiencia que se hubiera hecho con una presidencia como la de Walker.

-?Y qu? riesgos podr?a implicar la presidencia de Zald?var?
-Por la historia de Zald?var, yo dir?a que es un hombre imprevisible. Si tratamos de hacer un perfil de ?l de acuerdo a su formaci?n, a su historia en el partido, corresponder?a a la gente que era joven en el tiempo de la ca?da de la democracia, de la uni?n entre la DC y la Derecha para enfrentar al gobierno de la Unidad Popular.
A m? me parece que Zald?var es un hombre que en su discurso pol?tico no se ha renovado. Por ejemplo, tiene ideas anacr?nicas, a mi juicio, respecto de la econom?a. Es mucho m?s estatista que muchos democratacristianos. Y que mucha gente de izquierda.

-Pero ahora una comisi?n del PDC, de la que forma parte el vicepresidente, el senador Hosa?n Sabag, est? analizando la posibilidad de privatizar el Banco del Estado.
-?Ah, s?? Bueno. Eso ser?a interesante. Pero quiero verlo.
Luego, me parece que el de Zald?var es un liderazgo que no le da al partido la certidumbre de hacia d?nde va. Es un proyecto ambiguo y confuso, porque, desde fuera, te da la impresi?n de que Zald?var dice s?, vamos a reconstituir al partido, lo haremos incluso -esto est? dicho t?citamente- destruyendo la Concertaci?n, o sali?ndonos de la Concertaci?n. O sea, ?l da la impresi?n -lo dice en forma velada y no clara- de que su disposici?n es muy radical en ese sentido. Pero no lo dice claramente tampoco. O sea, no es un proyecto claro y hay demasiada ambig?edad. Esos son los peligros que yo advierto.

-Pero, frente a lo negativo que usted dice, ?cu?les son los beneficios y virtudes que pudiera aportar Zald?var?
-F?jese que yo no le tengo antipat?a ni mucho menos...(explica)

-Necesita aclararlo, parece...
-No, no, no, ninguna (antipat?a). Yo lo conozco muy poco y todo lo que s? es que es un hombre sumamente cordial y agradable...Mis juicios son solamente respecto de ?l como un l?der pol?tico.
Yo creo que son muy pocos los beneficios que puede representar. Yo no los veo claros. Pueden crear una especie de estado de gracia dentro del partido, de que el partido deposita, por cuesti?n de crisis, toda su confianza en ?l, y que eso le da al partido una cohesi?n mayor que a ?l le permita ejecutar ciertas medidas, por as? decirlo, entre comillas, de "higiene", de "depuraci?n", que sean importantes.
Y luego, tambi?n, eso est? con su talante, con su modo de ser, de decirle claramente al gobierno cu?l es la posici?n de la DC.
Pero la ambig?edad lo lleva a ser poco claro. Por ejemplo, ha dicho que ?l espera m?s lealtad de los ministros DC. La verdad es que a la opini?n p?blica no le gusta un planteo de esta naturaleza. Porque entiende que los ministros est?n al servicio del bien com?n, y que un miembro de un partido que pasa a ser ministro, incluso se siente desligado o deber?a sentirse desligado de su partido. Hay que acordarse de que el Presidente Aylwin suspendi? su membres?a del PDC. Y eso que hace un Presidente debe hacer como conducta un ministro, aunque no sea un acto formal.

-Pero, ?es malo que Zald?var rompa la Concertaci?n? ?Es que el destino de la DC est? necesariamente en la Concertaci?n?
-No, no quiero decir eso. Simplemente quiero decir que si el presidente de un partido es claro para decir "se?ores, nosotros vamos a desarrollar un proyecto que consiste en esto: a, b, c., y en la aplicaci?n de este proyecto estamos dispuestos a salir de la Concertaci?n"...eso me parece excelente.
Pero la ambig?edad es lo que no me gusta, porque eso le resta fuerza a su liderazgo y lo lleva inevitablemente a pasar a ser un presidente m?s, como lo fueron los anteriores. Y permitir que el proceso de decadencia prosiga hacia adelante. No es un proyecto claro.
Ese es mi punto de vista, mi criterio para juzgar a la presidencia de Zald?var. ?Qu? ha dicho como proyecto de partido? Muy poco, digamos. Si se leen los acuerdos y discursos, son llamados morales, convocatorias...No se sale de la ret?rica antigua del partido. No es nada nuevo. No hay una pauta que diga: ?ste es un partido que nosotros podemos llevar a la juventud y eso va a despertar en la juventud un entusiasmo y la va a convocar y atraer hacia la militancia en la DC.


DEMASIADO ABURGUESAMIENTO
-En su discurso ante la Junta nacional, Zald?var indic? a Longueira que lo escuchara, porque se propon?a recuperar los votos que la DC hab?a perdido a favor de la UDI. ?Cu?l podr?a ser la posible estrategia DC de recuperaci?n de esos votos? ?O es simplemente una frase propia de la ret?rica de un orador?
-Ese anuncio es algo que podr?a ser un proyecto. Pero ah? vuelvo sobre el tema de que no es proyecto. Ya lo dije: una de las causas por las cuales el PDC est? en decadencia es el haber abandonado su v?nculo esencial, sus ra?ces con la sociedad civil. Y ha perdido su cercan?a. En consecuencia, una pol?tica de la proximidad lo deber?a llevar nuevamente al barrio, al municipio, a las juntas de vecinos, etc, como la hace eficazmente la UDI. Supongo que ser? eso.
Si es as?, est? bien. Pero, atenci?n, que esto implica un cambio muy fuerte en el partido, porque eso se hace con mucha juventud, se hace con mucho esp?ritu, se hace con mucho sacrificio, y yo creo que hay mucha grasa en la DC. Mucho aburguesamiento. Mucho dejarse estar.

-?Nadie deja las patitas en la calle, o en la poblaci?n?
-As? lo creo. Y yo me pregunto: ?qu? atractivo tiene para la gente DC, las bases o los que quieran colaborar con ello, que Zald?var los convoque? Yo creo que no tiene ning?n atractivo.

-?Y cu?l es el atractivo de la UDI que usted ve en las poblaciones?
-No es un atractivo de l?deres. Es curioso, porque los l?deres de la UDI est?n en el ?ltimo lugar del ranking. Es atroz. Es terrible. En la ?ltima encuesta CEP est?n todos amontonados abajo: Novoa, Longueira, etc, compitiendo con la Gladys Mar?n.
Pero el partido mismo tiene dos virtudes: que es una m?quina, formada por sus militantes, que est? cercana; y que esos militantes son j?venes.
Y, en tercer lugar, se da este fen?meno tremendo que es como una especie de ley de la naturaleza que marcha sola, que es el estar en auge. La Derecha est? tirando hacia arriba, y es la din?mica del momento. Eso los favorece. As? pas? con los dem?crata cristianos. En su momento, la DC estaba en los barrios, en las juntas de vecinos, en la base social, y estaba en auge. Eso le daba un carisma a todo lo que hac?a el partido. El partido. Y yo creo que la UDI se est? beneficiando de este tipo de fen?meno, m?s all? incluso de la mala opini?n que se tiene acerca de sus ?dolos.

-?Cu?l es el futuro de la DC? ?Cu?les son, a su juicio, las posibilidades reales que tiene de recuperaci?n?
-Si miro comparativamente la DC chilena con el resto del mundo, tendr?a que llegar a la conclusi?n dram?tica de que necesariamente va a extinguirse. No tiene lugar. El ?nico partido DC que a?n tiene fuerza es el alem?n. Pero en el resto del mundo casi han desaparecido. Y el chileno frente al alem?n es muy distinto.
Y yo no s? si el modelo alem?n le sirva a la DC chilena. Es una DC que siempre fue liberal en el ?mbito econ?mico. Nunca fue socialdem?crata o cercana al socialismo. Entonces, si quisiera ce?irse al modelo alem?n, la opci?n de la DC es ser un partido de centroderecha.
Entonces, me pregunto: si la DC en Chile sigue el modelo alem?n, ?deber?a autodefinirse y buscar una autoidentificaci?n como partido de centroderecha? No lo s?. A veces pienso que Zald?var podr?a estar pensando en algo as?. Y yo te voy a decir por qu?. Nosotros, en la tarea de hacer encuestas, hemos observado que, consistentemente, en los ?ltimos 16 a?os, en Chile, el centro pol?tico se ha achicado enormemente. Es un segmento peque?o. El centro es un 10%. La gente, curiosamente, ahora se autoidentifica con la centroderecha, la centroizquierda, la izquierda y la derecha.
Pues bien: un 30% de la militancia DC, consistentemente, se dice de centroderecha al responder las encuestas. Y otro 30% se considera de centroizquierda. Y apenas un 10 o 14%., hasta un 16%, de centro.
?Qu? quiere decir eso? Que hay una masa DC que querr?a un partido de centroderecha, y que, a medida que se ha ido alejando el gobierno militar y que la derecha ha ido limpiando su rostro y apareciendo m?s atractiva en sentido democr?tico, ha visto caer los obst?culos para no votar por candidatos de derecha. Y ah? est? el medio mill?n de votos que votaba por la DC y que ha optado en la ?ltima elecci?n por la UDI.
Entonces, cuando Zald?var dice que "voy a rescatar mi votaci?n", est? diciendo -yo, como t?cnico, interpreto as?-, "voy a rescatar la votaci?n de centroderecha que tuvo el PDC hace seis a?os y la voy a retornar al partido". ?Y qu? tiene que hacer para ello? Tendr?a que moverse a la derecha. Necesariamente. Entonces, cuando yo digo que Zald?var no es claro, que es ambiguo, lo hago porque no hace expreso ese metadiscurso. Lo dice en forma ambigua: "Le voy a quitar a Longueira..." Un discurso ret?rico.
Si se le pregunta c?mo lo har?a, ?l podr?a responder, sin problemas: "volviendo a la pol?tica de cercan?a con la sociedad civil". Muy bien. Pero cuando se tiene que responder m?s profundamente y ser m?s expl?cito y con los datos t?cnicos en la mano, y precisar qu? ha pasado con el electorado del PDC, y por qu? se ha ido a la derecha y no a la izquierda...
Porque si se hubiera ido a la izquierda, tendr?a que decir que le planteaba un desaf?o al PS, porque le hab?a quitado los votos...que eran de centroizquierda, por lo que deber?a moverse hacia la centroizquierda para atraer a esos electores.
Pero lo que le est? diciendo al pa?s es: "yo voy a tener una contienda con Longueira". ?Para qu?? Para quitarle los antiguos electores DC de centroderecha. ?Y qu? tiene que hacer para ello? Moverse a la derecha. ?O no?
Publicante Pichilemunews @ 11:48
 | Enviar Noticia