Domingo, 04 de enero de 2009
INVESTIGACIONES EN TORNO AL AUTOR Y/O AUTORES DEL CRIMEN DEL EMPRESARIO TEXTIL ESTÁN BIEN ENCAMINADAS

Aunque los detalles en torno a la investigación de la muerte que sufrió el empresario textil Mauricio Saba no se han conocido, si estamos en condiciones de asegurar que éstas van por muy buen camino y muy pronto ya se detendrá al menos a un sospechoso, no descartándose a otras personas que serían cómplices en lo que -finalmente- fue un ardid muy bien planeado.
Y si bien manejamos el nombre de un sospechoso, para el éxito de la investigación lo mantendremos en reserva en espera que en las próximas horas la policía o el Fiscal que lleva adelante la investigación lo pongan a disposición de la justicia.


Fiscal del caso Saba: El móvil más lógico del crimen es el robo.

 

No obstante, el representante del Ministerio Público señaló que ninguna línea de investigación puede ser descartada para esclarecer la muerte del empresario textil.

 

Fuente: El Mercurio on line

 

SANTIAGO.- El fiscal jefe de Pichilemu, Jorge Mena, indicó hoy que ninguna línea de investigación puede ser descartada para esclarecer la muerte del empresario textil Mauricio Saba, luego que sus familiares deslizaran la hipótesis de una trampa "muy bien planeada".

En conversación radio Cooperativa, Mena sostuvo que "se está trabajando con varias hipótesis de investigación, por lo tanto no podemos descartar ninguna línea", pero "claramente la línea más fuerte y la más lógica es el homicidio con el móvil del robo".

El prosecutor precisó que tras hallar la camioneta del malogrado empresario textil, en el sector La Quirigua, en Vichuquén, el vehículo fue trasladado hasta dependencias del Laboratorio de Criminalística (Lacrim) en Santiago "para hacer un peritaje más fino y acucioso respecto de algunas piezas del vehículo, especialmente peritajes químicos".

Ayer un equipo de 30 detectives realizó peritajes de huellas en la camioneta Fiat. El vehículo estaba cerrado, sin sus llaves, ni el celular o el dinero ($4,5 millones) que portaba la víctima al momento de su desaparición.

Respecto a los propietarios de los los teléfonos que ofrecían la moto que compraría Saba, Mena sostuvo que "hay datos con respecto a esas personas, pero se está comprobando si son verdaderos o falsos".

Mauricio Saba fue hallado muerto el jueves con tres balazos disparados a corta distancia (dos en la nuca y otro en la frente), según el informe de la autopsia que recibió el fiscal, quien precisó que la data de muerte corresponde a tres días antes del momento en que fue encontrado el cadáver, es decir, el lunes 29 de diciembre, día en que el empreesario desapareció.

Ese lunes, Saba partió a Pichilemu a comprar una moto enduro, por un aviso publicado en el diario. Antes de tomar contacto con el vendedor, retiró $4,5 millones de un banco en Santa Cruz. Luego su rastro se perdió.

Fuentes ligadas a la investigación indicaron que diligencias realizadas en Santiago permitieron establecer que el número de teléfono que aparece en el aviso económico es de un celular de prepago (fue desactivado después del crimen) de un hombre con domicilio en La Pintana, quien en su declaración aseguró que el aparato le fue robado.

Las mismas fuentes dijeron que hay un retrato hablado de quien habría puesto el aviso, pero aún sin identidad. Las diligencias de Investigaciones se concentraron ayer en Rancagua, Pichilemu, Santiago y Talca.

 






Comentarios