S?bado, 11 de abril de 2009

RSE, minería y glaciares


Fuente: www.chilesustentable.net
 

Anglo American, Codelco y Minera Los Pelambres intervinieron, en años recientes, casi 40 millones de metros cúbicos de glaciares rocosos, sin declarar estas faenas a la autoridad ambiental.

La discusión sobre la Responsabilidad Social Empresarial (RSE), y la percepción que de ésta tenemos quienes vemos su marketing y metodología desde la sociedad civil organizada, están hoy cargadas de incredulidad. Vemos que las empresas ligadas al Consejo Minero, por ejemplo, lucen con extraño orgullo premios al “mejor reporte de sustentabilidad”, donde plasman obras sociales -financiadas con el 1% de sus utilidades- realizadas en comunidades vecinas.

Hay, sin embargo, un abismo entre aquello que se muestra en textos elegantes y el impacto crítico de las faenas de explotación. Me refiero puntualmente al estudio de la Universidad de Waterloo (Canadá), que mediante el seguimiento realizado con fotografías satelitales y trabajo en terreno, reveló que Anglo American (mina Los Bronces), Codelco (División Andina) y Minera Los Pelambres (mina de Portones) intervinieron, en años recientes, casi 40 millones de metros cúbicos de glaciares rocosos, sin declarar estas faenas a la autoridad ambiental.

La situación se torna alarmante a partir de la inauguración por parte de Codelco del plan de expansión de su yacimiento a rajo abierto en la zona que concentra cerca del 45% de los 2 mil glaciares catastrados en Chile (En paralelo declara que estudia la creación de la mina de cobre y molibdeno ‘más grande del mundo’, junto a Anglo American).

El desarrollo agrícola, energético e industrial y el abastecimiento de agua potable en Chile dependen de las cuencas hídricas, y los glaciares son reservorios de verano para los ríos y las épocas de sequía. Estas ‘reservas estratégicas de agua dulce’ (calificadas así por el Ejército) abastecen a 2/3 de la población nacional.

Hoy sabemos además que 90% de nuestros glaciares (20.188 km2) duplicó su velocidad de derretimiento durante esta década, producto del calentamiento global. Las amenazas y desafíos implicados en esto deberían motivar que estas empresas, en particular, y la totalidad de los ‘mineros de Chile’ revisaran su noción y praxis de la RSE.

 

Sara Larraín

Directora del Programa Chile Sustentable


Comentarios