Jueves, 06 de agosto de 2009

NADA MENOS QUE 4 MIL LOCOS FUERON DESCUBIERTOS A POCOS KILÓMETROS DE LLEGAR A SU DESTINO FINAL, PICHILEMU

 “Haciéndose de las chacras”, pero con cara de “locos” fueron detenidos dos pichileminos en la localidad rural de Ciruelos –por personal de Carabineros de la Tercera Comisaría- cuando transitaban en una camioneta doble cabina, marca Mazda 4x4 llevando en su interior 3.991 unidades de “concholepas concholepas” más conocidos como LOCOS.

La detención –según informó Radio “Entre Olas” FM- se produjo a las 12.45 horas de hoy jueves en un control rutinario de los uniformados por los sectores rurales de la comuna pichilemina cuando se encontraron con el móvil, placa patente ZS-5959 conducida por J.C.G.V., de 49 años, y quien era acompañado por E.F. G.O., de 36 años, ambos domiciliados en Pichilemu.

Ahí se estableció que transportaban en forma ilegal el recurso Loco –que está en período de veda- razón de sobra para proceder a la detención de ambas personas, las cuales por instrucción del Fiscal de turno serán puestos a disposición del Juzgado de Garantía local, mañana viernes para proceder a la realización de la audiencia de control de detención. En tanto que el vehículo utilizado en el transporte de los productos del mar también quedó incautado.

Según las indagaciones de la policía uniformada, los locos decomisados tenían como origen el sur del país y su destino final era su comercialización en el balneario de Pichilemu.

Lamentablemente ésta es una práctica ilícita que viene cometiéndose en forma permanente en todo el territorio nacional, sin que las medidas disuasivas sean todo lo ejemplarizadoras.

Una expresión más –de las tantas- de la corrupción que mientras más se intenta bajarle el perfil, se cometen por aquí y por allá.

No hay caso con los chilenitos. Estamos a poco de conmemorar el Bicentenario y así con tantas actividades programadas, capaz que se les ocurra premiar a “los más corruptos”, aunque debiera ser al revés: “a los menos corruptos”.

 

 

 


Comentarios