S?bado, 30 de enero de 2010

ARTÍCULO DEL “APAGÓN” NOS REVELA QUE UNA PERSONA ALUDIDA NO ERA GRINGA, SINO UNA RECONOCIDA PINTORA Y ARTISTA VISUAL

-  Para uno de los lectores, el artículo fue insolente y más propio del lenguaje de otros medios de comunicación. Y solicita excusas para la aludida, mal denominada  gringuita, no así para el principal afectado por el “apagón” de días pasados.

-  El solo hecho de publicar la carta llegada, de por sí es una muestra que respetamos la opinión –aunque no la compartimos en todos sus aspectos- pues en ningún caso la intención fue ofender, denostar, o algo por el estilo, por cuanto el artículo pretendía “refrescar” alegremente una situación tragicómica, muy poco usual por nuestros lares.

Nos ha escrito un amigo deportista, molesto por el tono y estilo que hemos dado a un hecho sucedido en días pasados en Pichilemu, a raíz de apagones que no solo han perjudicado a la comunidad y comercio ­–por lo prolongados, no anunciados y no uno, sino que varios- y que de paso también “nos ha afectado” a nosotros al cambiar nuestro habitual manera de escribir, dándole un toque humorístico, aunque nunca con la maestría usada por La Cuarta (con quien nos comparan) y muchos menos con The Clinic, como lo señala otro de los comentarios que nos envían vía nuestro mail de contacto.

Nos preguntamos, qué hubiera pasado si en nuestro artículo hubiéramos mencionado al pasar que una importante personalidad de la comarca –presente en el incidente- andaba a “pata pelá” en el Centro Cultural “Ross”.

No da esta licencia, acaso, “pié” para que ello se transforme usual que quienes visiten, entren, al recinto hagan lo mismo. O no podría suceder eventualmente, que ante aquellos que quieran hacerlo se les prohíba el ingreso y daría para quejarse como un acto “discriminatorio”.

También, ante este último hecho, podría argumentarse varias atenuantes; pero ello también daría origen a otras especulaciones. Qué pasa si alguien en ese recinto, en un momento dado está en una equís situación, ¿ello justificaría aparecer de tal o cual manera …?

Ahora bien, confieso que mi intelecto no me da para concluir exactamente qué es lo que se quiere con la carta, si esta respuesta pública, las excusas solicitadas solamente o dejar la carta en privado.

Esto es un riesgo que lo asumimos, incluso por este estilo –que no es nuevo por lo demás, ni tan serio, ni tan culto, pulcro, como se nos señala- lo que revela al mismo tiempo que no siempre se nos lee, sino de vez en cuando.

Por otra parte, entre los varios comentarios, de no más de dos líneas nos llama la atención que ninguno de ellos, aboga o menciona a quien da origen al artículo en cuestión. Cuando debiera –si lo miramos tan gravemente- ser el principal afectado por el tono empleado.

Bueno, quizás vengan luego …, mientras tanto los invitamos a leer la carta que recién reproducimos no por querer ignorarla, sino porque ahora tenemos tiempo para dedicarnos a ello.

Estimado Choche:

Leí en tu página web la noticia del incidente del ascensor del Centro Cultural.

Conociéndote me imagino que la insolente redacción no te pertenece pero eres tú el que responde por lo que en ese sitio web se publica:

Cito lo siguiente:

"...se llamó a una gringuita para que tradujera las instrucciones de cómo actuar en caso de emergencias; pero ante tanto gentío se “sofocó” y poco menos que hubo que traer hojas de palmera para tirarle airecito, lo que se desechó porque no encontraron a un par de negros para que cumplieran con tal misión".

"Para que se le quitara el “sofoco” los voluntarios de Bomberos tuvieron que dejarla sola, aunque más de alguno estaba dispuesto a usar la manguera si fuera necesario".

Bueno Choche, la "gringuita" es Isabel Klotz, reconocida pintora y artista visual chilena, hermana de uno de los mejores arquitectos chilenos (Matías Klotz). Ella es la gestora del gran mural realizado por artistas y niños de la comuna de Pichilemu (El Mercurio de Hoy Lunes 25 de Enero de 2010, cuerpo A página A12, sección ciencia y tecnología).

Sin ser de esta comuna quiso aportar su experiencia y a través de esta genial obra visual crear conciencia para que la gente deje de botar basura en nuestras playas. El mural ha sido un éxito y a su inauguración asistieron cientos de personas que emocionadas reconocieron la gran obra realizada.  Asistieron también el Sr. Alcalde Roberto Córdova,  la concejala Sra. Andrea Aranda, La directora del Centro Srta. Beatriz Hagel y gran parte de los artistas responsables como Macarena Irarrazabal, Tuki Rapanui, Nicola Buzato, Maca Chicharro, Maca Ruiz, Cecilia y Carmen Gloria Vargas, Maria del Rosario Marin, etc.

Junto con ello se lanzó el proyecto "reciclaje", que por medio de 15 contenedores aportados por Codeff que se distribuirán en el sector urbano de la comuna, se reciclará el vidrio, proyecto que se extenderá a varios otros materiales pretendiendo ser Pichilemu, la primera ciudad de Chile en reciclar toda su basura.

Sinceramente creo que la editorial de tu sitio debe dar las excusas del caso, especialmente una editorial que siempre se ha caracterizado por un lenguaje culto, respetuoso y positivo enfocado a transmitir lo bueno y enriquecedor que proyecta Pichilemu.

Sin otro particular

Te saluda atte.,  Nico


Comentarios