Domingo, 31 de enero de 2010

CENTRO CULTURAL ROSS: EXPOSICIONES Y OTRAS MUESTRAS LO TIENEN COMO UNA PERMANENTE ATRACCIÓN DEL VERANO

Una serie de actividades simultáneas se están realizando en el Centro Cultural Ross por estos días, con un incesante movimiento de personas tanto por su interés en el arte, como en conocer cómo quedó la restauración del edificio, que hasta hace algunos años presentaba una decadente imagen.

Hoy tras un año de su puesta en marcha, tras la restauración y remodelación interna de algunos recintos, el pasado se logra ver y conocer a través de fotografías que no ocultan el grado de deterioro del edificio que alguna vez –aunque no con carácter oficial- funcionó el “Casino de Pichilemu” y que originalmente fue construido por Agustín Ross para oficinas de Correos y Telégrafos –un servicio más de su Empresa Hotel Pichilemu- como también como sede de un surtido almacén con productos importados y exclusivos para los pasajeros de su Hotel, parte de la aristocracia de principios del siglo pasado, como también de pasajeros de allende los Andes.

Hoy, el Centro Cultural Ross funciona con una encargada –en la persona de Beatriz Hagel- quien está desarrollando un completo programa y ciclo de exposiciones en diversas disciplinas, como también talleres dispuestos para todo público, concretando parte de lo que muchos soñamos y luchamos por décadas, por la recuperación del edificio que el año pasado cumplió cien años desde que fuera inaugurado, después de tres intensos años de constrcción.

VISITA
Anoche pichilemunews pudo asistir a la primera actividad cultural, tras la restauración y entrega a su uso, lo que nos permitió ver, a la pasada el mural de varios metros cuadrados en el Hall central del edificio realizado por la artista audiovisual Isabel Klotz, junto a otros varios artistas –según nos informó nuestro amigo y colaborador, Nicolás Recordón (ver nota aparte)- al tiempo que en otras salas se exhibían otras exposiciones, pero que no tuvimos el tiempo de recorrer ante nuestro principal interés de ayer: la presentación de la Revista Centenario (ver nota aparte).

No obstante, acá la vista en dos fotografías del mural a que hacemos mención, y en el cual participaron –también-niños pichileminos.   


Comentarios