Lunes, 25 de julio de 2011

Crimin?loga chilena analiza el perfil del terrorista noruego

Fuente: La Segunda online

Doris Cooper piensa que Anders Behring es un sic?pata social con una base esquizofr?nica.

Esta ma?ana, el noruego Anders Behring Breivik dijo que su objetivo al matar 93 personas era "castigar a la socialdemocracia", por traicionar al pueblo fomentando la "importaci?n masiva de musulmanes".

Pero hizo algo m?s. Pidi? un juicio p?blico. Quer?a que todo el mundo se enterara de lo que hizo.

La crimin?loga Doris Cooper parece tener claro el perfil de este terrorista:

- El es un sic?pata social, pero se ancl? en esta ultraderecha. Probablemente ha pertenecido a uno o varios grupos ultraderechistas nacionalistas y desarroll? un gran rechazo a los inmigrantes. De todos modos tiene una base esquizofr?nica, que se le declara al punto de planear esta masacre.

Apunta Cooper a que el noruego finalmente no apunta a matar a los inmigrantes, sino que se centra en hacer un llamado de atenci?n al mundo, con v?ctimas que no tienen conexi?n directa con esta ideolog?a extrema.

- Su cerebro intenta hacer un llamado de atenci?n a Noruega y al mundo entero con esta masacre de primera plana.

Y llama la atenci?n sobre otro hecho:

- A pesar de que se define como ultraderechista, en sus memorias rotula a una de sus parejas como marxista. Y plantea que tiene al menos a cuatro chilenos conocidos que son socialistas marxistas. Eso llama mucho la atenci?n, porque en su cerebro circula el rechazo a las religiones musulmanas junto al marxismo.

Explica que los perfiles de personalidad psic?pata no se pueden controlar con medicamentos, como s? ocurre con patolog?as como la esquizofrenia. Y, sin embargo, "lo incre?ble es que ambos, tanto el car?cter psic?pata como el perfil esquizofr?nico, son de car?cter gen?tico. Nosotros venimos programados con esas enfermedades. La diferencia es que hay genes tan potentes que se van a expresar igual, en tanto otros s?lo se manifiestan producto de hechos extraordinarios. En el caso del terrorista noruego, este individuo hace bastante tiempo que ven?a preparando esta matanza".

El gran drama, se?ala la crimin?loga, es que el megaterrorismo viene de todas maneras en la ?poca actual, producto de la alta tecnolog?a, y obviamente viene asociado a temas pol?micos del momento.

- Hoy estamos muy expuestos a que de pronto un peque?o grupo o una sola persona enferma mental grave pueda cobrar muchas vidas e incluso hacer desaparecer una ciudad completa.

- Aqu? estamos hablando de un fan?tico antiinmigrantes...

- Lo que sucede es que todo sujeto esquizofr?nico utiliza ciertas simbolog?as. El emplea cierto tipo de ropas, armamentos y fotograf?as imitando las grandes batallas que se dieron en la Edad Media. La simbolog?a hist?rica de alguna manera puede, de repente, convertirse en un s?mbolo de identidad y desencadenar una escalada de masacres similares.

- ?C?mo impedirlo?

- Es habitual que este tipo de personas d? se?ales previas, salvo que, como el caso del hombre en el Transantiago, algo le gatille una acci?n inmediata. Los enfermos mentales deben estar controlados con medicamentos. En los perfiles sic?patas no hay caso. Entonces, las labores de inteligencia van a tener que ser mucho m?s finas y utilizar otros medios para ir pesquis?ndolos. No es una cuesti?n de paranoia, sino de prevenci?n. Estos sujetos suelen presentarse con bastante antelaci?n en la web. Hay que estar atentos.


Comentarios