Jueves, 28 de julio de 2011

Pi?era y su diagn?stico sobre el ?malestar? ciudadano: ?Las desigualdades en Chile son excesivas, inmorales, intolerables?

Fuente: La Segunda online

En la celebraci?n de los 80 a?os de ?La Segunda? dijo que ?se es uno de los ?mensajes? de la ciudadan?a que se manifiesta y que el Gobierno pondr? ?nuestra alma y coraz?n en escuchar m?s y mejor? y ?recoger lo que est? pidiendo: m?s igualdad?.

Un profundo an?lisis, por primera vez, de las razones de lo que defini? como ?malestar? de los ciudadanos chilenos, manifestados en masivas protestas ?como la de hoy, contra el Transantiago y la movilizaci?n estudiantil? hizo ayer el Presidente Sebasti?n Pi?era, en la clase magistral que realiz? en la celebraci?n del aniversario n?mero ochenta del diario ?La Segunda?. Ante m?s de 500 asistentes ?del mundo pol?tico, social y econ?mico? el Mandatario adem?s aterriz? las metas para la segunda etapa de su gobierno y propuso f?rmulas concretas para destrabar las reformas pol?ticas, en tr?mite en el Parlamento. Sus planteamientos generaron reacciones diversas en la oposici?n que en un punto concreto se mostr? llana a un acuerdo: la nueva f?rmula para el voto de los chilenos en el exterior.

En este ?ltimo punto, Pi?era advirti? sobre los ?evidentes signos de fatiga? de la democracia y sorprendi? al se?alar que ?queremos otorgarles el derecho a votos a los chilenos en el extranjero, y podemos discutir lo que significa v?nculo; estamos abiertos a discutir y encontrar nuevas f?rmulas para ello?. Y junto con revelar que el tema lo analiz? ayer con los ministros pol?ticos ?Andr?s Chadwick, Rodrigo Hinzpeter y Cristi?n Larroulet? afirm? que se puede generar un mecanismo para que quienes deseen puedan inscribirse y ?con eso manifiesten su intenci?n, su compromiso y su voluntad de participar?. No gener? el mismo entusiasmo en la Concertaci?n ?que la rechaz? la idea de cambiar el actual mecanismo de reemplazo de parlamentarios por uno en que cada candidato, al inscribirse, presente un ?suplente?.

A continuaci?n, un extracto del diagn?stico y planteamientos del Presidente:
?Cuando uno analiza hoy d?a lo que est? pasando en la sociedad chilena, todos estamos viendo una nueva ciudadan?a. No es la misma que ten?amos hace poco tiempo... Tiene mucha mayor conciencia de sus derechos, es mucho m?s exigente con los resultados, est? mucho m?s empoderada y a veces tambi?n es muy impaciente. Y se expresa en las protestas, en las manifestaciones, en las tomas, en las huelgas de hambre. Pero no solamente ah?. Hay una mayor?a de chilenos que si bien no usa esos mecanismos de expresi?n tambi?n quiere sentirse m?s empoderado, quiere sentirse m?s escuchado, quiere sentirse m?s protagonista?.

?Hay muchas teor?as de por que ocurre esto. He le?do tantos analistas. Cada uno tiene su teor?a, la expone con brillantez, a uno lo convence. Despu?s lee otra totalmente contradictoria con la misma brillantez, tambi?n lo convence. Son contradictorias y yo estoy de acuerdo con todas. Unos dicen que es un fen?meno universal y lo ligan con lo que est? pasando en el norte de Africa, en el sur de Europa, en los EE.UU... Otros dicen que es porque hay una cierta actitud beligerante hacia un gobierno de centro derecha; otros dicen que simplemente es la recuperaci?n de un a?o muy tranquilo y calmando como fue el a?o pasado, producto del terremoto. Otros dicen que hay una inflaci?n de las expectativas, que hoy d?a nada satisface a los actuales ciudadanos, en fin?.

?Yo pienso cierto que todas ellas pueden tener algo de raz?n, pero tambi?n noto con preocupaci?n que hay una especie de debilitamiento del sentido del bien com?n y un exaltamiento del bien particular, que cada uno quiere lograr sus resultados a cualquier costo. Y tambi?n veo que en cierta forma hay un sentimiento que algunos llaman malestar, como que no somos felices. Esto no es original, lo dijo Mac Iver en la v?spera del Centenario, ?siento que no somos felices?, dec?a ?l... Y creo que es verdad, hay una cierta paradoja, en el sentido que estamos teniendo un crecimiento muy fuerte pero no es un crecimiento que nos haga m?s felices?.

?Y tenemos que preguntarnos profundamente por qu? un pa?s al cual le est? yendo bien (...) Y sin embargo, eso no nos satisface, no nos hace felices. Tenemos que repensar m?s profundamente cu?les son los verdaderos objetivos del desarrollo, porque esta idea de un crecimiento infeliz o un desarrollo infeliz, o un crecimiento y desarrollo que no satisface las necesidades m?s sentidas y queridas de la gente es algo que nos debe hacer reflexionar?.

?Noto tambi?n actitudes nuevas, estos famosos nimby ( Not In My Back Yard), la gente no quiere antenas, c?rceles, ni cementerios o generadores de energ?a, no quiere basurales cerca de sus casas y cerca de sus comunas, pero todos quieren hablar por tel?fono, todos quieren que los delincuentes est?n presos, quieren enterrar a sus seres queridos, prender la luz y que les retiren la basura. Entonces hay una cierta contradicci?n entre lo que es el bien particular, individual, con lo que es el bien com?n... En el fondo, es una disociaci?n entre lo que significa la libertad que son deberes, pero tambi?n significa, derechos?.

?Por esa raz?n, haciendo un esfuerzo objetivo, tratando de buena fe escuchar con atenci?n lo que est? diciendo la gente, no solamente los que se manifiestan en las calles, con las tomas, los paros, las marchas, sino tambi?n lo que est? diciendo esa mayor?a silenciosa que se expresa de otra forma. Yo creo que nos est? mandando un mensaje muy poderoso: quieren nuevas prioridades, nuevos ?nfasis, nuevas necesidades y tambi?n nuevas exigencias, y ?cu?les son??.

?En primer lugar, los chilenos y chilenas, no toleran los grados excesivos de desigualdad que han cruzado a nuestra sociedad desde hace tanto tiempo. Y se han rebelado contra una desigualdad excesiva, porque Chile es el pa?s con mayor ingreso per c?pita de Am?rica Latina, pero tambi?n es el pa?s ?junto a otro m?s? con mayor desigualdad relativa en Am?rica Latina... Est?n pidiendo una sociedad m?s justa, una sociedad m?s igualitaria, con menos desigualdades o con mayor igualdad de oportunidades, porque las desigualdades que vivimos en Chile son excesivas y yo siento que son inmorales, porque est?n atentando contra lo que es la esencia de una sociedad que es su cohesi?n y su armon?a interna. Y se han hecho intolerables, y eso la gente lo est? expresando con mucha fuerza?.

?En segundo lugar, la ciudadan?a nos est? enviando un mensaje que quiere una sociedad m?s respetuosa y m?s protectora de los derechos de la gente humilde y que sea menos tolerante y m?s exigente en evitar y castigar los abusos. Y desde ese punto de vista, aquellos que tiene una posici?n de poder y que durante mucho tiempo pensaban o sent?an que pod?an hacer uso y abuso de ese poder, hoy d?a tienen que entender la lecci?n. Eso se acab?. Y el compromiso de nuestro gobierno con la defensa de los derechos de los trabajadores, de los consumidores, particularmente de la gente m?s humilde y de clase media, ya se est? sintiendo y se va a notar con mucha fuerza?.

?En tercer lugar, hay una necesidad por un desarrollo m?s sustentable, no solamente con medio ambiente sino m?s sustentable con la calidad y estilos de vida, que la gente los valora y, por tanto, no quiere que el desarrollo destruya cosas que valora enormemente como es nuestra naturaleza y nuestra forma de vida?.

?Tambi?n que est? surgiendo con mucha fuerza ?esto no se nota en las manifestaciones, pero se ve cuando uno estudia profundamente a nuestra ciudadan?a? una mayor exigencia de que la libertad si bien significa derechos, tambi?n involucra deberes. Y por tanto esto de no desligar los derechos de los deberes es algo que tambi?n est? surgiendo con mucha fuerza?.

?En quinto lugar, hay una tremenda demanda, especialmente a nuestros l?deres pol?ticos, de mayor di?logo, de m?s b?squeda de acuerdo, de m?s cooperaci?n, unidad y confianza. Y en consecuencia de menos descalificaciones, menos controversia, menos demagogia, menos intransigencia que es lo que ha caracterizado a veces el debate pol?tico de nuestro pa?s?.

?A veces hay una paradoja. Da la impresi?n que vivimos en dos mundos, dos realidades completamente distintas, que la temperatura que muestran los term?metros no coincide con la sensaci?n t?rmica que siente la gente... En Chile estamos con dos mundos que son en cierta forma antag?nicos y si queremos construir una sociedad para todos, tenemos que hacer un esfuerzo inmenso por acercar esos dos mundos?.

?He dicho que el pa?s, en mi opini?n est? bien, pero la pol?tica est? mal... Porque falta unidad y sobra divisi?n; falta di?logo y sobra intransigencia; falta buena voluntad y sobran descalificaciones y eso lo percibe la gente mejor que nadie. Por eso nos castiga en forma muy severa a todos, a todos, porque castiga al gobierno, castiga al Presidente, a las coaliciones, a la oposici?n y eso es algo que representa una alerta que no podemos desatender?.

?Estamos reci?n iniciando el segundo tercio de nuestro Gobierno y por eso tenemos que seguir avanzando en los desaf?os que ya ten?amos, como la reconstrucci?n y los siete pilares o ejes de nuestro gobierno que ya mencion?. Pero por supuesto tenemos que tener mucho m?s atenci?n y poner nuestra alma y coraz?n es escuchar m?s y mejor el mensaje que la ciudadan?a nos est? enviando y por eso recoger lo que est? pidiendo: m?s igualdad y no caer en la trampa de los promedios.... Eso significa m?s di?logo, mejor voluntad, m?s acuerdo, m?s cooperaci?n, m?s confianza, m?s unidad entre los l?deres de la pol?tica y menos descalificaciones, intransigencias, violencia o demagogia. E incluso reemplazar algunos antiguos antagonismos que eran cl?sicos en nuestro pa?s y darnos cuenta que hoy d?a, como pa?s, enfrentamos todos juntos un desaf?o... Por eso una nueva actitud requiere naturalmente que apreciemos mejor el valor de una sociedad m?s unida y m?s integrada?.

?Tenemos que mejorar la calidad de la pol?tica y no caer en la trampa de los pa?ses de ingreso medio que pierden el rumbo a mitad de camino y se duermen en los laureles y antes de que se den cuentan est?n retrocediendo; que se dejan dominar, en cierta forma por intereses particulares que no tienen limites y pasan por encima del bien com?n; que en lugar de una cultura de confianza, predomina la sospecha; en vez de di?logo, la intransigencia; y en vez de colaboraci?n el enfrentamiento y en vez de la responsabilidad el populismo. Y en esto podr?amos hacer historia?.

?Atender mejor? las nuevas demandas


No hay nada que motive ni entusiasme m?s a un pueblo que un proyecto grande, noble y ambicioso y al mismo tiempo factible y con un horizonte de tiempo cercano, donde todos sientan que pueden hacer un aporte al esfuerzo; que todos se van a beneficiar de los logros. Eso es el proyecto que tenemos que construir todos juntos para Chile?.

?Yo quisiera enviar un mensaje de humildad, reconociendo nuestro errores, pero tambi?n de confianza, fuerza y optimismo, porque siento que vamos por un camino que requiere correcciones, especialmente atender estas nuevas demandas, pero es un camino que apunta en la direcci?n correcta que es combinar mejor crecimiento con equidad?.

?Habiendo escuchado con mucha atenci?n la voz de la ciudadan?a, quiero decir que tenemos muy claro el rumbo; que tenemos firme el tim?n, que vamos por un buen camino, que tenemos que atender mejor y con mayor decisi?n y mayor voluntad estas nuevas demandas y prioridades que est?n surgiendo, para acercarnos a esa sociedad de seguridades, oportunidades y valores para todos. Y tambi?n decirles que no nos olvidemos que todav?a nos falta mucho camino por recorrer y mucho trabajo por realizar para lograr construir esa patria m?s libre, m?s pr?spera, m?s justa, m?s fraterna?.

?Vicente Huidobro dec?a que no hay nada m?s dif?cil que abandonar un sue?o, y nosotros tenemos un sue?o y no lo vamos a abandonar... Dicen que la esperanza es el sue?o de los hombres despiertos, se requiere mucho m?s que esperanza, se requiere verdaderamente de un verdadero compromiso para escuchar la voz de la gente y enmendar en aquello que tenemos que enmendar y perseverar en aquello que tenemos que perseverar. Sabemos muy bien que tenemos que enfrentar muchas dificultades, el camino a las altas cumbres nunca est? pavimentado, est? lleno de dificultades y de trampas y nunca nos olvidemos que estamos reci?n a mitad de camino... En nuestro pa?s no hay caminos hacia la unidad, la unidad es el camino que nos va a permitir avanzar en forma mucho m?s s?lida?.


Comentarios