Lunes, 03 de octubre de 2011

Uno de los días más felices de los pichileminos

A 32 AÑOS DE LA CREACIÓN DE LA PROVINCIA CARDENAL CARO: 3 DE OCTUBRE DE 1979

 

- El próximo sábado 8. serán los actos conmemorativos: Una Misa de Acción de Gracias en la Parroquia Inmaculada Concepción y a las 12 horas un desfile militar, en el frontis de la Gobernación Provincial, en Avenida Costanera.

Hoy 3 de octubre se conmemoran 32 años de uno de los días más felices de la comunidad pichilemina –de moros y cristianos- como también de las restantes comunas que pasaban a conformar la provincia Cardenal Caro al firmarse –ese día, del año 1979- el decreto respectivo por parte del General Augusto Pinochet Ugarte, Presidente de la Junta Militar de Gobierno.

Para ser más exactos, esa felicidad por la nueva unidad administrativa creada no era completa en todas las comunas, por algunos aspectos que incomodaban a parte de las fuerzas vivas que, de algún modo se atrevían a discrepar de las decisiones oficiales. Si bien no eran del tipo político, era de igual forma discrepante; pues se refería a diversas situaciones que veían se iban a producir.

Concretamente, era el caso de la comuna de Navidad, que dependía administrativamente de la provincia de San Antonio y, por ende, significaría a partir de ese momento a “hacer trámites” en lugares mucho más distantes que el Puerto, que estaba a alrededor de 45 minutos, dependiendo de la localidad de la que se partiera; a ocupar prácticamente todo un día para viajar a Pichilemu –a timbra documentos al Servicio de Impuestos internos, por ejemplo,  a Santa Cruz o Rancagua por otros trámites, dando incluso la vuelta por Santiago. Más se complicaba la situación por el tema médico.

En Litueche, ex Rosario Lo Solís, algunas familias más tradicionales –pese a ser fieles admiradores del gobierno de entonces- no aceptaban el “cambio de nombre” porque según ellos le cambiaba la identidad a esa comuna; aunque reconocían que a lo largo de la historia de su comuna se habían producido muchas situaciones –para bien y para mal- por la confusión que provocaba que en la misma zona hubiera dos Rosario –la Estación de FF.CC.,  que está después de Requinoa y la comuna de Rosario (a secas) y que pese a que el telegrafista de apellido “Solís” le agregó (de motu propio) “Lo Solís” para diferenciarlo del otro Rosario. El funcionario le agregaba en el Remitente a las cartas que se despachaban desde esa comuna, Rosario Lo Solís.

Ello permitía –según contaban los defensores del nombre- que las cartas no deambularan por tanto tiempo –entre ambos “Rosario”- y que finalmente llegaran a la comuna de Rosario o a la localidad de Rosario (que no era comuna).

Los otros disconformes, eran dirigentes de algunas instituciones de la comuna de Marchigue. Ellos no se conformaban con ser parte de la nueva provincia; pues días antes de producirse el Golpe Militar, habían sido declarados CAPITAL del Departamento de Cardenal Caro. Decreto firmado por el Presidente Salvador Allende y el Ministro Orlando Letelier, y cuya Ley fue publicado el 16 de Agosto de 1973 en el Diario Oficial. Ley que, como hemos dicho en otros artículos, resultó “letra muerta”.

A propósito de esta Ley, investigando cómo se generó esta ley, oímos varias versiones; pero dos de ellas las dimos como más creíbles. Que esta Ley nació del Diputado por Colchagua, Dr. Ríos. Y, en otra ocasión, que fue el parlamentario Anatolio Salinas.

Hace un par de semanas, aún en duda, logramos saber la completa y exacta verdad. Para ello, recurrimos al contacto del investigador local, Antonio Saldías G., quien nos puso en contacto con un antiguo funcionario de la Biblioteca del Congreso Nacional (que funciona en la antigua sede, en Santiago), el  periodista Juan Guillermo Prado; quien nos envió el Mensaje del Presidente Allende al Congreso Nacional, donde expone los fundamentos de la creación del departamento Peralillo, basado en la inquietud de muchos, pero solo mencionando la nota enviada de la Cámara de Diputados al Ejecutivo, por insinuación del Diputado Héctor Ríos.

El documento fue publicado el 5 de Septiembre de 1972 en el Boletín del Congreso Nacional y estaba firmado por el Presidente Allende, el Ministro Secretario General de Gobierno Jaime Suárez B. y el Ministro de Hacienda Orlando Millas C.

Asimismo, el documento señala que el diputado Héctor Ríos sugería que capital de ese nuevo departamento propuesto fuera declarado Peralillo, por los muchos servicios públicos que allí existían, lo que implicaría ningún gasto al erario nacional en ese tipo de construcciones.

Sin embargo, tras la discusión  en el Congreso se realizaron varias modificaciones, eligiéndose finalmente a Marchigue, porque no obstante a las razones de Peralillo, está comuna se encontraba a escasos minutos de la ciudad de Santa Cruz. En tanto, Marchigue estaba más equidistante de las comunas que incluiría el nuevo departamento. Finalmente, se cambió el nombre al nuevo Departamento por Cardenal Caro y quedando con las siguientes comunas:

Paredones, Pumanque, Pichilemu, Marchigue, La Estrella y Rosario (Lo Solís); excluyéndose a la comuna de Peralillo por ser cercana a Santa Cruz.

Pero, los traumáticos cambios en el país –para bien en algunos aspectos y para mal, en otros- el nuevo gobierno a partir del 11 de Septiembre de 1973, trajo entre otros cambios, una Reforma Administrativa importante, que creó 5 nuevas provincias, entre ellas Cardenal Caro.

Al cabo de estos años, muchos aspectos de estas discrepancias, aún subsisten –obvio, el tema distancia no va a cambiar nunca- pero el progreso que vino aparejado con la creación es innegable en todas las áreas. No es el momento de decir, cuánto más o cuánto menos se avanzó desde el año 1979 al 1990 (11 años), o desde 1990 a hoy. Si decir que en ambos períodos se avanzó, pese a que en el aspecto administrativo aún hay cosas pendientes; cosa que al parecer ninguna autoridad provincial se ha dado cuenta.

“pichilemunews” puede dar fe, que hacia finales de los años ’90, cuando aún reporteábamos para el Diario “La Tercera” y para el periódico “Pichilemu”, algunos dirigentes de Navidad nos confesaron que pese a todas las aprehensiones expresadas, en principio, muchas de ellas se fueron disipando, porque varios aspectos administrativos se fueron solucionando paulatinamente y, por otra parte, se podía apreciar el progreso que año a año se iba materializando en diversas obras de adelanto, que eran apreciadas, valoradas.

Los “rosarinos” más tradicionales –que eran los vecinos más antiguos se fueron terminando. Y, prácticamente ya no es tema el cambio de nombre. Se asumió casi plenamente el nombre de Litueche.  Ahora nadie se enoja si se le denomina como “lituechino”.

Sobre el sentimiento de los marchiguanos no tenemos información actual. Pero creo, que a estas alturas, tampoco debe ser tema. Quizás –como ciudad capital- podrían haber sido distintos: Más comercio, más grandes urbanísticamente hablando, con más población. Y obvio, con varios servicios públicos.

En términos generales, todas las comunas de la provincia Cardenal Caro ganaron, en todo sentido, siendo parte de la unidad administrativa. Situación que –sin duda- no habría ocurrido con estos cambios realizados administrativamente en el país.  

Hoy, 3 de Octubre de 2011, no habrá festejos ni conmemoración, sino hasta el próximo sábado 8, donde está programada una misa de acción de gracias en el Templo Parroquial. A las 10 horas y a mediodía, frente a la Gobernación Provincial un desfile militar con participación de destacamentos de las Fuerzas Armadas, en donde está invitada toda la comunidad.

 


Comentarios