Jueves, 13 de octubre de 2011

Fiscalía chilena descartó defensa

 

Fuente: Portal Digital Diario El País  -  Uruguay

Indagan qué pasó en el crimen de un uruguayo en Chile

La Policía chilena continúa adelante en la investigación por el asesinato del joven uruguayo Diego Federico González, de 25 años, quien muriera tras recibir dos balazos en el balneario Punta de Lobos durante el fin de semana.

Según dijo a la televisión chilena Pablo Muñoz, fiscal de Pichilemu -región en la que ocurrió el hecho- fue desechada la legítima defensa, aunque sostuvo que "se encontró una antena forzada, producto de fuerzas externas".

En tanto, la Policía chilena no tiene claro qué sucedió dentro de la casa del odontólogo Robinson Vargas. Uno de los investigadores -en declaraciones a la televisión de aquel país- sostuvo que "el autor de la agresión argumenta que la víctima estaba en su casa y que por eso actuó".

A todo esto, la familia de González viajó a Chile para saber de primera mano los detalles del caso.

"Desconocemos por qué Diego estaba en ese lugar", comentó a la prensa el hermano de la víctima.

"No sabemos si el dueño de la casa lo llamó o algo", prosiguió. "Él (Diego) se estaba retirando, cuando le pegan un tiro en la pierna y después le dan otro en la espalda. Además, una vez en el piso lo patearon", informó.

En tanto, Robinson Vargas continúa bajo arresto domiciliario, aguardando la audiencia del próximo 18 de octubre, en la que se revisarán las medidas cautelares que la Justicia chilena le impuso a este individuo quien, según la prensa local, es un reconocido profesional.

 


Comentarios