Mi?rcoles, 02 de noviembre de 2011

340 viviendas sociales están sin uso O’Higgins según catastro del Minvu

 

Fuente: www.diarioelpulso.cl

Un total de 340 viviendas sociales construidas para las familias más vulnerables del país, se encuentran actualmente desocupadas en la Región de O’Higgins.

Así lo reveló el catastro realizado por el Ministerio de Vivienda y Urbanismo (Minvu), que sirvió de base para realizar modificaciones a las normas de uso de este tipo de construcciones.

A nivel nacional y según la investigación, O’Higgins es la segunda región con mayor cantidad de viviendas sin uso, registrando un 12,8% del total de 3.788 viviendas catastradas en todo el país.

Las casas y los departamentos fueron construidos entre 2007 y principios de 2010, y significaron un gasto fiscal de 50 millones de pesos.

Con la finalidad de evitar el no y mal uso de estas viviendas, que fueron entregadas a través del Programa Fondo Solidario, es que el Minvu decidió realizar cambios radicales al Decreto Supremo Nº 174 que regula su asignación y utilización, medida que también incluye la restitución de los inmuebles en caso de incumplimiento.

El D.S. 40 incluye cambios como la obligatoriedad de ocupar los inmuebles durante cinco años, así como también la prohibición de arrendarlos durante un plazo similar.

A esto se suma la obligación de las personas beneficiadas de habitar la vivienda adquirida a través de subsidio habitacional durante un plazo de 60 meses.

El Ministro de Vivienda y Urbanismo, Rodrigo Pérez Mackenna, manifestó que “es inaceptable que las familias que no lo necesitaban hayan hecho mal uso de sus viviendas sociales, cuando hay 150 mil familias vulnerables que esperan durante años por una casa”.

A su vez, el Director Regional del Servicio de Vivienda y Urbanización (Serviu), Fernando Fondón, señaló que “nos preocupa que 2.650 familias de nuestra región, según lo que indicó el catastro, no estén haciendo buen uso de sus viviendas”.

Fondón añadió que “estamos trabajando para sacar adelante a todas aquellas familias que perdieron sus hogares con el terremoto, pero esto no se condice con las cientos de casas y departamentos que están hoy desocupados en Rancagua, Santa Cruz, y otras comunas”.

La regulación además indica que el postulante debe entregar una “Declaración Jurada de Postulación”, en la cual se exprese su condición de vulnerabilidad, la necesidad de la obtención del subsidio habitacional para acceder a la vivienda, la identificación de su grupo familiar, entre otros requisitos.

Junto con ello, se debe asegurar la veracidad de la información entregada y la obligación que asume la persona de habitar la vivienda.Junto con ello, se establece el ajuste de los valores de los subsidios campo-ciudad.

Con esto se busca evitar que las familias de sectores rurales postulen de forma forzada en zonas urbanas, por no existir alternativas en el campo, lo que genera el abandono de gran cantidad de viviendas.

 


Comentarios